Trump suspende temporalmente Ley Jones para facilitar ayuda a Puerto Rico

0
374
Un residente de La Perla, en San Juan, limpia los escombros que dejó el huracán María. Carl Juste cjuste@miamiherald.com
miles454

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, autorizó el jueves una exención de la Ley Jones para facilitar la ayuda a millones de damnificados en Puerto Rico tras el paso del huracán María.

“Estará en efecto de inmediato”, dijo la vocera presidencial, Sara Sanders, en un mensaje en su cuenta de Twitter, en el que indicó que la medida se adoptó en respuesta a una solicitud del gobernador de Puerto Rico, Ricardo Roselló.

Gran parte de ese territorio de Estados Unidos carece de electricidad y servicios básicos una semana después de que el huracán María azotara la isla como un huracán de categoría cuatro.

Los políticos, que han pasado mucho tiempo en Puerto Rico desde la tormenta, como el senador de Florida Marco Rubio y la representante de Nueva York Nydia Velázquez, habían instado al gobierno de Trump a tomar todas las medidas disponibles para ayudar a más de 3 millones de ciudadanos estadounidenses.

“Nuestro método convencional para responder a una tormenta requiere que el gobierno federal de alguna manera se conecte con la respuesta a la emergencia que ya existe… y trabajar a través de ellos para distribuir la ayuda”, dijo Rubio.

“Ese modelo probablemente no funcionará tan bien, de hecho no creo que funcione en la situación en Puerto Rico”.

Rubio dijo que se necesitan cinco días para que los suministros lleguen a Puerto Rico desde Miami en barcazas, y siete días para que lleguen desde Jacksonville, lo que dificulta la obtención de los suministros médicos necesarios y de ayuda rápida. Puerto Rico está a 1,000 millas de Miami, mientras que países como la República Dominicana y Jamaica están más cerca.

Trump había reconocido que la situación en Puerto Rico era seria y que no había una solución fácil.

“Ese lugar fue destruido”, dijo Trump el miércoles. “No se trata de ‘vamos a secar el agua. Vamos a hacer esto o aquello’. Esa es una situación realmente difícil. Me siento muy mal por esas personas”.

La suspensión de la ley permitiría a los buques extranjeros ayudar en el esfuerzo de ayuda de Puerto Rico. La Ley Jones –que requiere que el trasiego de mercancías entre puertos de Estados Unidos sea hecho por buques que sean propiedad y estén operados por Estados Unidos– fue suspendida en Texas después del huracán Harvey y en Florida después de Irma para permitir un suministro de combustible más eficiente.

“Eso es crítico, particularmente para el combustible”, dijo el gobernador de Puerto Rico Ricardo Rosselló a CNN. “Una de las consideraciones ahora es la necesidad prioritaria de obtener combustible, diesel, gasolina, en toda la isla. En este momento tenemos suficiente combustible. Estamos limitados por la logística de transporte, pero en algún momento, por supuesto, conseguir combustible en la isla va a ser crítico para que podamos tener las principales funciones de telecomunicaciones, hospitales, agua, para funcionar adecuadamente”.

Ayuda a damnificados de Miami Dade o conviértete en voluntario aquí.

Fuente Miami Herald

No hay comentarios

Dejar una respuesta