¡Lograron escapar hacia Varsovia!

La actual situación geopolítica que rodea Occidente es complicada, un conflicto bélico entre dos países que fueron integrantes de la extinta Unión Soviética, ha atrapado a la población a sufrir en medio de esta invasión que Rusia le ha propiciado a Ucrania, todo esto ha obligado a los civiles a escapar de su país natal, o de acogida como un muchos casos de extranjeros viviendo ahí, esta vez es la historia de otra familia venezolanos queda en medio de estos problemas la que se viralizó en las redes.

¿Cuál es el contexto?

El jugador de fútbol venezolano Eric Ramírez, quien en busca mejorar en su profesión ficha por el Dinamo de Kiev, considerado uno de los mejores equipos de fútbol Ucrania y que además promedia buenas actuaciones en competiciones internacionales, por lo tanto él y su familia residían en el país. Luego de uno de los tantos movimientos del mercado de fichajes el jugador llega cedido al “Sporting de Gijón”, equipo de la segunda división española, justo aquí empiezan los problemas pues Isabel Medina, esposa del jugador  no pudo viajar con él a España debido que se encontraba en los últimos meses de su embarazo, y justo cuando falta poco para el nacimiento de la bebé Camila, comienza la invasión, los bombardeos, vehículos siendo aplastados por tanques volviéndose virales en las redes sociales, y la tragedia rodeando cada lugar dentro de territorio ucraniano.

¡Nacer en el sótano de un hospital!

 Así como suena, en medio de esta invasión militar, muchos sótanos de hospitales (mientras todavía hay energía e insumos) se habilitaron para los partos, esto debido a los bombardeos constantes a la capital no solo a «lugares estratégicos», sino a grandes zonas urbanas causando daños a civiles, por eso la propia Isabel Medina y su madre Raquel quien la acompañaba, luego del nacimiento de Camila el 26 de febrero, las dieron de alta,y se encontraban temerosas de volver a sus departamentos, pues los ataques ya habían alcanzado Kiev, así mismo el pánico de cada una de las madres en ese pequeño sótano que les daba un refugio en medio del creciente conflicto.

Solidaridad, apoyo venezolano y una salida a Polonia

 En medio de toda la horrible situación, ha salido a relucir el lado bueno de la humanidad, un civil ucraniano hispanohablante asistió a Isabel en todo su proceso hasta antes de irse de batallar por su nación. El hecho no estuvo aislado pues tanto el personal médico, como civil se unieron para ayudar a evacuar a las madres con sus bebés, y  específicamente Isabel y su madre, vieron como su gentilicio, si el gentilicio venezolano, con un presencia de alrededor de 100 nacionales venezolanos en todo el territorio ucraniano se unen para ayudar a todos los que lo necesiten bajo el seudónimo del proyecto E-VA a través del movimiento ciudadano 7 estrellas.

 “Estamos en contacto con varios de los venezolanos en Kiev, otros incluso ya en la frontera con Rusia, muy nerviosos para intentar salir. Cada vez son más y más los que han ido saliendo. El número de connacionales en la capital ronda los 50, y en todo el territorio suman 100. Hace 2 años, había un registro informal de casi 400 venezolanos en Ucrania, sobretodo de descendencia judía. Queremos llegar a ver cómo están haciendo para salir” Johan Obdola, representante del proyecto E-VA para la BBL.

Así mismo y con toda la ayuda posible Isabel y su hija Camila llegan a Varsovia el 3 de marzo y son recibidas por la activista, terapeuta y voluntaria polaca en el proceso de evacuación de venezolanos en Ucrania, Aneta Smoleń-Ciołkowska. En medio de todo este difícil proceso el jugador Eric Ramírez, se manifestó varias veces en sus redes sociales pidiendo apoyo y mostrando imágenes de su hija recién nacida.

https://twitter.com/obdolapro/status/1499414836018655240?ref_src=twsrc%5Etfw%7Ctwcamp%5Etweetembed%7Ctwterm%5E1499414836018655240%7Ctwgr%5E%7Ctwcon%5Es1_&ref_url=https%3A%2F%2Fefectococuyo.com%2Fla-humanidad%2Fesposa-e-hija-de-futbolista-eric-ramirez-llegan-a-varsovia-este-3mar%2F

Escrito para Bienvenidos Venezolanos por Luis Cedeño, 8 de marzo de 2022.