Alexis Ortiz.

Comentario editorial para BIENVENIDOSVENEZOLANOS.COM /
Martes 29 de setiembre de 2020

Andrés Eloy Blanco, poeta del pueblo venezolano, escribió una vez que a Venezuela “el hijo bueno se le muere afuera y el hijo malo se le eterniza adentro”.

Esto parece ser verdad. Así murieron en Estados Unidos José Antonio Páez, José María Vargas, Rómulo Betancourt, Teresa Carreño, Carlos Andrés Pérez, Antonio Arraiz, Manuel Diaz Rodríguez, José Miguel Mocho Hernández…

En España Francisco de Miranda, Rafael María Baralt, Teresa de la Parra…

En Colombia Bolívar, Sucre, Anzoátegui…

En Paris Rafael Urdaneta, Cesar Zumeta, Pedro María Morantes, Laureano Vallenilla Lanz…

En Bélgica Luis López Méndez; en Perú Simón Rodríguez; en Chile Andrés Bello; en Buenos Aires Rufino Blanco Fombona…

José Rafael Pocaterra en Canadá; José Antonio Ramos Sucre en Suiza; en Suecia Humberto Fernández Moran…

Y como corroboración de su idea, Andrés Eloy Blanco en México.

Twitter: @alexisortisb

Instagram: @alexisortizbravo