Por Francisco Fernández Galán.
DESDE MARSELLA 1 DE JULIO DEL 2016
Ya cruzamos el ecuador del 2016, falta menos para la navidad, en fin que rápido pasan los años, sobre todo para los que ya tenemos una cierta edad.
Ayer, antes del fútbol fuimos a conocer a la ciudad Aix-da-Provence, preciosa y pequeña ciudad universitaria y musical situada a 30 km de Marsella, teníamos particular interés en conocer el hotel Villa Gallici y no nos defraudo este coquetísimo hotel boutique, en el que nos había resultado imposible conseguir habitación, pese a que lo intente hace ya como seis meses, además tiene aguas termales, que a mi suelen encantarme y me hacen mucho bien. En resumen paseo súper agradable. 

marsella 1.1

JARDINES DEL HOTEL CON MÚLTIPLES ESTATUAS CURIOSAS Y ELEGANTES


Hoy nos dirigimos hacia Chamonix-Mont Blanc una de las estaciones de esquí más famosas y sobre todo con la idea de ver el famoso Mont Blanc, que no es famoso por la pluma, por favor no sean incultos, es famoso porque es el más alto pico de los Alpes y en consecuencia de Europa.
No resisto la tentación de hacer un pequeño análisis de lo que yo creo que le ocurre a España sobre todo, tomando en cuenta que ya Del Bosque anuncio formalmente su renuncia al finalizar su contrato el 31 de Julio.
marsella 1.2
España era conocida como la furia y así jugaba hasta Luis Aragonés y la llegada de esa generación irrepetible capitaneada por Xavi Hernández.
Era un equipo sin demasiada técnica individual pero que suplía sus carencias con la garra y ganas que le ponían a cada partido, no ganábamos nada pero el equipo siempre nos dejaba satisfechos (comparen por ejemplo el España-Italia del mundial de USA con el famoso codazo de Tassoti a Luis Enrique dentro del área y que el árbitro no vio y que aún perdiendo nos dejo contentos, con el maravilloso festival del España-Italia del 4 a 0 de la final de Kiev y con esta España que pierde con Italia 2 a 0 y que no tiene ni el tiqui ti taca ni la furia. 
El gran pasivo de Del Bosque es que no supo cambiar el estilo de juego, con Xavy teníamos la técnica y la furia de Puyol, ahora con Iniesta tenemos la táctica pero hemos perdido la furia.
El nuevo entrenador tiene que adaptar el estilo de juego a los jugadores de hoy y seguramente una vez más debamos volver a la furia, pero esta vez con un poco mas de técnica y volveremos a ser competitivos.
Ya de regreso en Marsella nos dirigimos al fútbol, muy cómodamente en el metro que nos dejo a 5 minutos del estadio, sigo elogiando la organización.
Portugal con si quinto empate en cinco partidos, ya está en la semifinal, yo sé que me corregirán y me dirán que le gano a Croacia uno a cero, si pero en el tiempo reglamentario habían empatado cero a cero así que me permito esa licencia “poética” y re afirmo que ha empatado sus cinco partidos, le puso un poco más de ganas Polonia, pero al final el resultado podía ser cualquiera y en fin también la suerte juega en estas competencias
Durante el día no se veía gente ni de Portugal ni de Polonia en la ciudad, apenas pequeños grupos, sin embargo al final el estadio estaba lleno y había miles de Portugueses y Polacos, (un poco agresivos y mal encarados, entre otras cosas porque la mayoría son grandotes e intimidan), supongo que fueron llegando a lo largo del día, hoy la ciudad vuelve a parecer vacía de fanáticos del fútbol, o sea vinieron vieron el juego y se van de inmediato, eso claro es posible en Europa donde las distancias no son tan largas y además existen trenes que conectan todos los países.
Marsella 1.4

En el medio de la siguiente foto, en medio del publico Polaco, pareciera haber una bandera de Venezuela


 
 
Lee también «Un venezolano en la Eurocopa desde Marsella«.

Share This